martes, 3 de enero de 2012

Roxana Nagygeller: Dibujos de Lucía (Exposición El baño. La fotografía contemporánea entre lo público y lo privado)


De la serie Dibujos de Lucía, 2001

Cada foto de la serie Dibujos de Lucía reúne, en una misma trama, ficciones que se producen en  los intersticios entre diversos órdenes de realidad: la ficción del juego, entre el mundo infantil y el mundo de los adultos; la ficción de la pose fotográfica, entre lo teatral, lo pictórico y lo antropológico,  y la ficción sexual  (o la sexualidad como ficción) entre el juego y la simulación.
En esta serie, Roxana Nagygeller fotografía a su hija en diferentes actividades. El juego consiste en representar un personaje de mujer adulta, con sus poses, su maquillaje, el vestuario, a veces como una representación del ocio y la frivolidad que tienen como centro el cuidado y la exhibición del cuerpo.
La psicología de estas obras tiene que ver con la proyección de la sexualidad materna en el cuerpo de la hija. En ese sentido, la fotografía seleccionada para la exposición El baño, tiene afinidades con la foto de Ana Casas “Baño II”, de la serie Pequeñas acciones (Proyecto Kinderwunsch), aunque en esta última el cuerpo de la artista-madre se involucra en las obras, dando un sentido mucho más dramático a la intersección entre juego, performance y acto fotográfico.
Esta es la única foto de la serie en la que aparece el baño y el cuerpo desnudo. Aunque es inquietante, no deja de tener el mismo toque de humor y gracia que caracteriza a todo el conjunto. Sin embargo, en diferentes espacios de exhibición, e incluso en algunas de las llamadas “redes sociales”, ha sido censurada, pues resulta fácil hacer una lectura simplificada y obscenamente puntual de la sexualidad de la niña,  como si el punctum de la foto se localizara en los genitales  (como si el punctum pudiera localizarse en alguna parte).
Detrás de la niña, a la altura de su cabeza,  la manguera de la ducha forma un lazo que parece una horca. Esa evocación de la muerte, flotando en los bordes del significado (incluso al margen de la intencionalidad de la fotografía) genera una inquietud más dilatada y más persistente que la provocada por la sensualidad de la escena en primer plano. Es la posibilidad de la muerte, como texto más que como acontecimiento, lo que da el toque de perfección a esa escena llena de vitalidad y calidez. 

No hay comentarios: